Horquillas 

La horquilla para bicicleta es el elemento principal de la dirección y, en el caso de las MTB, también de la suspensión. Cambiar este componente y dotar a tu bicicleta de una horquilla de última generación realmente marca la diferencia en la conducción. De su longitud, diseño y material va a depender la manejabilidad y la capacidad de tu bicicleta de adaptarse a todo tipo de terrenos.

Si buscas mejorar la respuesta de tu bicicleta y tus sensaciones sobre las dos ruedas, ha llegado el momento de comprar horquilla nueva. Una inversión que merece la pena. En Ciclos Campuzano puedes comprar horquillas de suspensión con sistemas de muelles y de aire. Con distintas longitudes y recorridos y adaptadas a todo tipo de ruedas. También puedes comprar horquillas rígidas básicas para salir del paso.

Showing 1 - 18 of 18 items

La horquilla de la bicicleta es el componente que une la rueda delantera al cuadro y el encargado de conseguir que esta rueda se mueva en la dirección que guiamos con el manillar. Pero gracias a la suspensión, las horquillas para bicicleta han dejado de ser meros componentes de dirección para convertirse en piezas claves de la amortiguación, en este caso delantera.

Puede que hasta el momento no le hayas prestado mucha atención a la horquilla de tu bicicleta, pero deberías, ya que se trata de un componente cuyas prestaciones pueden marcar, y mucho, el rendimiento de la bicicleta y la comodidad de la conducción.

¿En qué debes fijarte a la hora de comprar horquillas para bicicleta? ¿Qué es mejor, la horquilla rígida o la horquilla de suspensión? Y, ¿qué opciones tienes en el caso de elegir la suspensión? Te lo explicamos todo con detalle para que conozcas todas las posibilidades y después elijas en el amplio catálogo de horquillas para bicicleta de Ciclos Campuzano la que mejor se adapte a tus necesidades.

Comprar horquillas para bicicleta: características y tipos

Existen, fundamentalmente, dos tipos de horquillas para bicicleta: las horquillas para bicicleta rígidas y las horquillas para bicicleta de suspensión. Las primeras, como su propio nombre indica, no llevan ningún tipo de elemento móvil. Son fijas y de una sola pieza.

Las horquillas de suspensión son las que incluyen un elemento de amortiguación. Son flexibles y pueden conseguir la suspensión mediante varios sistemas: las más frecuentes son la suspensión por muelle o por aire, pero también encontramos horquillas de suspensión por aceite o por elastómeros.

¿Qué tipo de bicicletas llevan horquillas rígidas y cuáles llevan suspensión? La respuesta más lógica es que las bicicletas de carretera llevan horquillas rígidas y las de montaña, horquillas de suspensión, pero en los últimos años se ha puesto de moda poner horquillas rígidas a las MTB. ¿Es una vuelta a los orígenes? En realidad, no.

Originalmente, todas las bicicletas llevaban horquillas rígidas y la introducción de la suspensión, tanto delantera como trasera, fue uno de los mayores saltos cualitativos para el ciclismo de montaña. Estas horquillas permiten reducir el esfuerzo y controlar mejor la bicicleta, lo que favoreció la generalización del MTB, antes reservado para auténticos atletas.

Y entonces, ¿por qué volver a comprar horquillas para bicicleta rígidas? Parece un contrasentido, pero para entenderlo tenemos que poner el foco de atención en la evolución de todos los componentes de las bicicletas de montaña, tanto en diseño como en materiales. Cada vez se usan ruedas más grandes, hasta haberse generalizado las de 29’’, que dan más estabilidad y amortiguación natural. Y se está generalizando el uso del carbono como material principal, un material que tiene capacidad en sí mismo para absorber los impactos.

Este tipo de horquillas son más ligeras y permiten más tracción. Pero no son adecuadas para todos los modelos de bici ni para todos los ciclistas. Por eso, lo más habitual en estos momentos es que las MTB o BTT sigan teniendo horquillas de suspensión.

Más allá de todas las características técnicas de cada horquilla, al comprar horquillas para bicicleta tendrás que asegurarte de que encajarán perfectamente con tu rueda. Cada horquilla está diseñada específicamente para un tamaño de rueda. Así, si tu rueda tiene un eje de 26’’, la horquilla que elijas debe ser también de 26’’ y no de 29’’, por ejemplo.

Comprar horquillas rígidas para bicicleta

Las horquillas rígidas para bicicleta son las más básicas, pero no debemos engañarnos, porque existen grandes diferencias de calidad y resultados en función del diseño y de los materiales.

Las horquillas rígidas tienen un uso generalizado en las bicicletas de carretera o ruta y también se encuentran en las urbanas. Pero, como te avanzábamos en el punto anterior, se está empezando a recuperar su uso para la bicicleta de montaña, o al menos para determinadas bicicletas de montaña.

Las horquillas rígidas para bicicletas de carretera son más largas que las de montaña y lo que se persigue, fundamentalmente, es su ligereza y la fluidez del ajuste.

Comprar horquillas con suspensión para bicicleta

A la hora de comprar horquillas para bicicleta de suspensión, debes tener en cuenta los siguientes términos:

  • Recorrido: Es la medida de las barras de la horquilla de suspensión. Cuanto mayor sea el recorrido, mayor capacidad tendrá la suspensión de la bicicleta de absorber los impactos provocados por el terreno irregular. Si practicas descenso, por ejemplo, debes comprar horquillas de suspensión con grandes recorridos, incluso de más de 180 mm. Sin embargo, para el XC, rally o maratón, necesitarás horquillas de suspensión de entre 80 y 120 mm. Se trata de medidas bastante estandarizadas, en cualquier caso. En las horquillas para bicicleta de alta gama el recorrido se puede regular, para adaptar la bicicleta a distintas circunstancias o terrenos.
  • Rebote: Es la rapidez con la que la horquilla recupera su longitud original después de haber sido presionada. También se puede regular.
  • Bloqueo: Algunas horquillas para bicicleta con suspensión permiten bloquearla para utilizar la bici como bicicleta de carretera.

 

Horquillas de muelle y de aire

A la hora de comprar horquillas de suspensión para bicicleta, te vas a encontrar con varios tipos, en función de cómo se consigue esta suspensión. Las más comunes son las horquillas de muelle y las de suspensión por aire.

Las horquillas de muelle son las más básicas, dentro de las horquillas de suspensión. Su mecanismo es mucho más simple porque funcionan a partir de muelles que se comprimen o expanden para adaptarse a terreno. Requieren menos mantenimiento y son bastante más económicas que las de aire. En contrapartida, pesan más y ofrecen menos posibilidades de ajuste.

Las horquillas de suspensión por aire son bastante más ligeras que las de muelle y además se pueden ajustar para conseguir rendimientos óptimos en distintas circunstancias. Funcionan a partir de aire a presión. En contrapartida, son más caras y requieren cierto mantenimiento.

¿Convencido de la importancia que tiene comprar horquillas de suspensión para bicicleta de calidad, con las mejores prestaciones posibles? Pues échale un vistazo a nuestro catálogo. Encontrarás en él horquillas para bicicleta de las marcas más reconocidas, con medidas adaptadas a distintos ejes de rueda y con lo último de lo último en diseño y prestaciones.

¿Necesitas comprar horquillas rígidas para BTT? Si has apostado por esta tendencia también tenemos para ti horquillas rígidas muy económicas y con todas las garantías.